BIENVENIDOS AMIGOS AL BLOG DEL ALICATADO.

Aquí podrán ustedes seguir buena parte de nuestros trabajos que se distinguen de los demás por su gran calidad en la ejecución. Buena colocación y perfecto acabado. Con una gran experiencia en el uso de todo tipo de azulejos y formatos especiales. Habiendo trabajado para Grandes Constructoras de prestigio y Pequeñas que luchan en este competitivo mundo dando Calidad a sus Clientes.

martes, 6 de diciembre de 2011

SALÓN DE CELEBRACIONES.


En una finca de la localidad onubense de Gibraleón se encuentra esta nave construida con la idea de ser usada para la celebración de eventos como pueden ser bodas, comuniones y otras reuniones sociales, cuenta con amplia terraza y una magnífica piscina, el conjunto se encuentra rodeado de césped.



LECHADA DE LA TERRAZA QUE RODEA LA PISCINA:
Vamos a ver los trabajos que realizamos en esta obra. La piscina es lo primero que se construye, nosotros nos encargamos en un principio de la lechada de la soleria de la terraza que rodea la piscina y del acerado que rodea las edificaciones.
La piscina cuenta con una amplia zona que la rodea, se prepara con una solera de hormigón para posteriormente proceder a colocar una solería antideslizante de gres extruido color marrón de 40x40 cm.

La solería será colocada en la modalidad de capa gruesa con mortero convencional, aplicando un poco de cemento cola en la pieza de gres a colocar para asegurar un buen agarre, esto se hace ya que el gres tiene un grado de absorción muy bajo, si lo colocásemos sobre la mezcla (de mortero convencional) el agarre sería mínimo dando problemas a corto plazo de piezas sueltas.

Este es el comienzo de la construcción de la nave que acogerá el salón de celebraciones. Como se ve en la imagen lleva un zócalo de ladrillo de barro tradicional de 0,5 m de altura, sobre una hilera de azulejos de color azul cobalto en brillo y de formato 14x28 cm. como veremos en las siguientes imágenes queda muy vistoso y rústico.

Aquí tenemos como queda la lechada de esta solería en la acera lateral del salón, como vemos cuenta con una junta de 5 mm, se trata de una lechada en color grafito (gris oscuro casi negro). Esta lechada sobre un gres antideslizante es muy difícil de conseguir un buen resultado, debido a que en la superficie rugosa y áspera de este gres la lechada se agarra mucho y conseguir este buen aspecto es complicado.

En esta imagen estamos los dos miembros de la cuadrilla en plena faena, debido a las altas temperaturas de esos días, nos teníamos que emplear a fondo, teniendo que ir limpiando la lechada practicamente al momento de ser extendida.

Para poder ganar un poco de tiempo, teníamos que mojar el suelo antes de aplicar la lechada consiguiendo así enfriar y humedecer el suelo para que la lechada tuviese mayor margen de tiempo abierto, lo que facilita este tedioso trabajo. La forma de aplicar la lechada es la siguiente, se extiende con una llana de goma rellenando así todas las juntas, retiramos el exceso con esponja húmeda y para finalizar una vez haya fraguado la lechada en las juntas, se limpia toda la superficie con una fregona añadiéndole al agua un poco de detergente, así se consigue un resultado más que satisfactorio.

Satisfechos por un trabajo bien realizado aquí acaba la lechada de la terraza de la piscina. En el interior del salón de celebraciones realizamos un trabajo similar a este y con el mismo buen resultado.

ALICATADO DE LOS BAÑOS DE LA PISCINA:
Al fondo de la imagen podemos ver el pequeño edificio que alberga los baños de la piscina.

Los azulejos usados en este alicatado simulan gresite en distintos tonos de marrón claro sobre fondo blanco, su formato es 25x40 cm. Vemos como está marcado el hueco donde se colocará posteriormente una pequeña ventana en aluminio lacado en marrón.

 Aunque lo más común es que el hueco de la ventana estuviese abierto y con un premarco de aluminio colocado, en algunas ocasiones y por distintos motivos nos encontramos con anomalías como esta en nuestro trabajo, que se subsanan sobre la marcha.

                                                                                                 
Así es como quedaron acabados los dos baños.

ALICATADO DE LA COCINA Y LA BARRA DEL SALÓN:

Interior del salón en los días en que se procedía a su pintado.

Al fondo del salón tenemos la zona destinada a la cocina y una barra, como podemos ver ha sido realizado con un marcado estilo rústico.

El material usado en la solería del salón es del mismo tipo y formato que el usado en la terraza de la piscina, el tabique dispuesto en forma de L delimita la zona de la cocina del salón, y simula un viejo muro con grandes desconchones.

Esta es la combinación elegida para este pequliar trabajo de alicatado trabado y con una altura de 1,45 m, en blanco brillo con un formato de 14x28 cm. Se alicata con el método de capa fina, extendiendo y peinando el cemento cola con llana dentada de 1 cm.

Se trata de un material muy vistoso, son tradicionales ladrillos de soleria de barro vidriado fabricados en la localidad onubense de Bonares por Pedro Beltrán S.A. donde se da la mano la tradición del barro cocido con técnicas actuales de fabricación, fabricando interesantes azulejos del más puro estilo del mosaico árabe y sevillano, pudiéndose componer zócalos muy vistosos y coloridos.

Azulejo blanco brillo, 14x28 cm. Podemos ver por el grosor de las piezas en la caja que no se tratan de azulejos comunes, sino que son en realidad tradicionales ladrillos de solería vidriados como azulejos, su formato poco común resulta muy interesante.

Azulejo mosáico árabe en blanco brillo, 14x28 cm lo usamos de cenefa en la parte superior del alicatado.

Y como remate del paño de alicatado se coloca esta moldura en blanco brillo de formato 5x20 cm.

La pieza colocada como cenefa en ste alicatado es un mosáico árabe en blanco brillo que a petición del propietário de la obra no se enlecha, ya que prefiere que quede al descubierto el color del barro en las ranuras que simulan el mosáico árabe ya que hace juego con el color del techo del salón y del barro de los ladrillos con los que se han construido la barra y la zona de la cocina y la chimenea.

El techo del salón está realizado con vigas de madera y ladrillos de solería de barro de 14x28 cm.

Cenefa sin enlechar a petición del propietario de la obra.

Esta es la cenefa enlechada, vemos que tras este proceso a la vista queda como un mosáico árabe realizado con pequeñas piezas distintas. Este tipo de azulejos hay muchos alicatadores (y albañiles en general) que corren el bulo de que esto no necesita ser enlechado, pero no existe ninguna razón tecnica ni lógica para ello, más bien obedece a las dificultades que se presentan en la limpieza de la lechada si no se controlan bien los tiempos abiertos del fraguado de la misma, al ser un mosáico formando muchas piezas es dificil que quede con una limpieza aceptable, los verdaderos profesionales del alicatado saben como dejar la lechada en este tipo de mosaicos corréctamente aplicada como se aprecia en la fotografía de arriba.

Aquí tenemos en una misma imagen la cenefa sin enlechar (a la izquierda) y enlechada (a la derecha), pudiéndose comprobar el excelente aspecto que muestra el mosaico árabe enlechado que es lo que simula este azulejo ( un mosaico compuesto por infinidad de piezas pequeñas al que le da cohesión una buena lechada).

Este es el interior de la barra, en el que tenemos que colocar dos estantes de mármol blanco.

Como vemos en esta imagen los estantes de mármol se colocan sobre los azulejos, el peso de estos podrían dar al traste con el alicatado, pero en este caso el grosor de los azulejos elegidos nos asegura un buen apoyo.

Interior de la barra ya alicatada.

Paño frontal de la zona de barra.

Entrada a la cocina.

Tabique de separación entre la cocina y el salón, enfoscado y listo para ser alicatado.

La misma zona ya acabada.

La moldura de remate se lleva rodeando todo el hueco de la ventana, poniendo especial cuidado en los ingletes y en el reparto de las piezas para que queden piezas iguales en las esquinas(que la vista sea simétrica).

Inglete de las molduras en una esquina de la ventana.

La unión entre el paño de alicatado y la pared de ladrillo se tapa con el mismo mortero que se uso en la colocación de los ladrillos.

Bajo una campana de obra se sitúa la zona donde se colocara la cocina própiamente dicha. Se alicatará el paño frontal hasta el techo de la campana, el mismo techo y el tabique que forma la campana.

Zona de la cocina
Este es el interior de la campana donde se colocará el extractor de humos. En la imagen vemos lo difícil que es trabajar en un espacio tan restringido, se alicata el techo no sin dificultad y se sigue por el tabique que forma la campana.

Aquí vemos como se coloca un alicatado trabado, donde las juntas verticales no coinciden, ya que cada azulejo se adelanta al punto medio del siguiente.

Y así quedó el interior de la campana de la cocina una vez acabado nuestro trabajo.


SI TE GUSTÓ ESTE ARTÍCULO PUEDES VER MÁS EN EL APARTADO LO MÁS VISTO, ASÍ COMO TAMBIÉN PUEDES ENCONTRARLOS EN EL ARCHIVO DEL BLOG.


* VALORA ESTE ARTÍCULO JUSTO AQUÍ ABAJO EN EL APARTADO REACCIONES, Y DIME SI TE RESULTÓ INTERESANTE, ABURRIDO O TE DEJÓ INDIFERENTE.

5 comentarios:

  1. Se nota donde hay verdaderos profesionales.
    Unos trabajos buenísimos, las terminaciones estupendas.
    Enhorabuena por la profesionalidad y por como lo muestras en el blog

    ResponderEliminar
  2. En mi vida de bloguera es la primera vez que me encuentro un blog con esta tematica..y la verdad me ha gustado mucho.

    Besos.
    Mar

    ResponderEliminar
  3. Nunca vi colocar azulejos con tanto cuidado, realmente se ve que son dedicados a lo que hacen, verdaderos profesionales, como dijo Chary. Mucha suerte!!!

    ResponderEliminar
  4. Buen trabajo. Éxitos en el Concurso 20Blogs.

    Te invito a que visites mi blog en la sección de cine, se llama “Cine para usar el Cerebro”:
    http://cineparausarelcerebro.blogspot.com/

    ResponderEliminar

TU OPINIÓN NOS INTERESA MUCHO Y ENRIQUECE ESTE BLOG. DEJA AQUÍ TU COMENTARIO.